domingo, 23 de enero de 2011

Un poema de Luis Oroz



 Esclavos


    Podemos despertar,
subir  los párpados,
descorrer las palabras,
asomarnos al frío,
admirar lo recóndito,
bajar a pie la cumbre del orgullo,
reclamar la ternura de su nieve
y esperar a que el día nos convierta en esclavos
de la palabra siempre.
    O quedarnos dormidos,
como esta voz políglota que regresa del sueño
para nunca decir lo que tú esperas.


Luis Oroz.

4 comentarios:

j.arnaiz dijo...

Se te recuerda por Bilbao Luis. Bonito poema.

Luis Oroz dijo...

Mil gracias, amigo. Lo pasé genial, espero volver pronto.
Un abrazote.

Nude dijo...

Me ha encantado!

Luis Oroz dijo...

Mil gracias, Nude, por acercarte y hacérmelo saber.
Un fuerte abrazo.